Las acciones promocionales, fieles aliadas de las marcas

Las ofertas, las promociones, los descuentos, etc. han llamado nuestra atención desde siempre. Y esto, ha ocurrido en Martketing offline y publicidad desde hace muchos años y, ahora también lo hace a nivel online. De hecho, son una de las principales acciones para atraer nuevos consumidores, por encima incluso de la atención al cliente, la calidad, etc.

Cierto es que estas promociones sirven, única y exclusivamente, para atraer nuevos clientes; si no lo acompañas de otro tipo de estrategias, no conseguiremos fidelizar a nuestros compradores más antiguos. Con esto quiero decir que, a la hora de crear una acción de captación de este tipo, debemos ser conscientes de lo que realmente queremos y, en qué punto nos encontramos.

Por ejemplo, algunas situaciones interesantes para hacer una estrategia promocional son:

Presentación1

Descuentos en porcentaje sobre el precio, regalos por una compra superior a una cantidad, 2*1, 3*2, packs de productos rebajados, descuentos por repetir compras, por traer a un amigo, por ser socio, tener una tarjeta x… son algunas de las promociones más vistas, y, a la vez, las que más atraen a los consumidores.

Social Media

931159_467829039957926_1607720828_nEn las redes sociales, las promociones también tienen un gran éxito, de hecho, un estudio de Analytics Partners, afirma que un 67% de las promociones inscritas en Facebook obtienen más clicks que cualquier otro contenido. Se sitúan así por encima de los concursos o sorteos (41% de clicks), o los tan preciados videos (25%).

Sin embargo y, aunque parezca contradictorio, en el mismo estudio se refleja que el 75% de los usuarios de Facebook afirma no seguir a las compañías que sólo hacen anuncios. Además, el 60% se decanta por seguir a marcas con las que tienen un vínculo, frente al 27% que lo hacen por las historias patrocinadas, o el 13% por los anuncios con los que no poseen vínculo alguno.

De todo lo anterior, podemos concluir que las promociones en las redes sociales pueden ser exitosas, pero es necesario reflexionar antes de crear una acción. Por eso, debemos centrarnos en:

  1. Quién es nuestro público objetivo y qué busca.
  2. Qué mensaje les vamos a trasmitir.
  3. Debemos mostrar algo que aporte valor añadido, alejándonos de la simple publicidad de la marca.
  4. Ser originales y creativos.
  5. Captar la atención de nuestro público objetivo.
  6. Cuidar el diseño y el texto, que no nos juegue malas pasadas.

Recordad seguir a Enredada en el Marketing en su página de Facebook, Twitter, Pinterest y ahora también en Linkedin e Instagram.

Pin It

albagorvil@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *